Envían miles de pipas para surtir a gasolinerías con afectaciones

  • Salen de Veracruz y Michoacán

 

Por las carreteras y autopistas del país, se comenzaron a ver convoyes escoltados por algunos de los 8 mil 300 policías y mil 400 vehículos de seguridad que el gobierno federal puso a disposición para garantizar seguridad.

La Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) y Pemex, con el apoyo de fuerzas de seguridad, echaron a andar el programa de emergencia para aminorar el desabasto de gasolina en el país, informó José Refugio Muñoz, vicepresidente ejecutivo de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar).

Aunque por el momento la distribución se sigue realizando de terminal a terminal por parte de los 150 autotransportistas privados que sirven a Pemex, con 3 mil 500 autotanques de doble remolque, con capacidad de hasta 62 mil litros; desde el sábado salieron los primeros convoyes, escoltados por la Policía Federal, de la refinería de Pajaritos, en Minatitlán, Veracruz y de Lázaro Cárdenas, Michoacán, ambos hacia la Ciudad de México.

De esta forma, por las carreteras y autopistas del país, se comenzaron a ver los primeros convoyes escoltados por algunos de los 8 mil 300 policías y mil 400 vehículos de seguridad que el gobierno federal puso a disposición para garantizar seguridad al transporte de combustible.

Entre las acciones destaca garantizar la seguridad en carreteras para que los autotanques puedan circular las 24 horas; de la misma forma que esto pueden distribuir en forma directas hasta las gasolineras, ya que en hasta antes de la emergencia solo lo hacían de terminal a terminal y la distribución hasta las estaciones de servicio la realizaba el sindicato petrolero mediante pipas con capacidad de 20 mil litros.

De la misma forma, Pemex se comprometió a dar eficiencias en sus trámites y procesos para que la carga y descarga de los autotanques se realice en 4 horas, dado que estas acciones han requerido de hasta tres días.

 

Crisis de gasolina, autoinfligida: Los Ángeles Times

 

La crisis por combustible que vive el país continúa bajo la cobertura de los medios estadunidenses. En esta ocasión, la edición del domingo de Los Angeles Times publicó un artículo llamado “Escasez de gasolina: ¿una crisis autoinfligida por el nuevo presidente de México?”, en el que analiza las caóticas primeras seis semanas que lleva en el cargo, Andrés Manuel López Obrador podría bajar su popularidad y empeorar la economía nacional.

López Obrador, quien asumió el cargo el 1 de diciembre con un índice de popularidad del 65% o más, ha sido ampliamente atacado por cerrar abruptamente las tuberías sin un plan de distribución alternativo efectivo. Eso dejó a gran parte del país sin gasolina, aunque él insiste en que no hay escasez, sólo un cuello de botella temporal”, expone el diario.

A lo largo del artículo se hace un recuento de la crisis de los últimos días en la que “los nervios se han desgastado y hay nerviosismo empresarial”.

La policía está escoltando camiones de combustible en la Ciudad de México, mientras que miles de soldados han sido enviados para vigilar refinerías, depósitos de combustible y otras infraestructuras energéticas que enfrentan amenazas de sabotaje de bandas organizadas de ladrones de combustible”, documenta Los Angeles Times.

Asimismo, explica que esta crisis, de la cual no existe un calendario pues López Obrador se ha negado a mencionar cuándo será la reapertura de las tuberías. ha sido una oportunidad por parte de la oposición política.

Deje un comentario

Máximo un link por comentario. No use BBCode.



Archivos

.:: Diario Imagen On Line ::.


Queda expresamente prohibida la reproducción, parcial o total, de los contenidos de DIARIO IMAGEN QUINTANA ROO © 2011-2019



Acceder - Desarrollado por Atelier du Soleil