Colapsa cúpula de la Catedral de Notre Dame por incendio

  • De los recintos más emblemáticos de París
  • Bomberos lucharon por al menos seis horas para controlar el fuego

 

Los bomberos controlaron las llamas, que salían sobre todo de la aguja central de la catedral de Notre Dame, que es visitado por miles de personas cada día.

 

La aguja central de la Catedral de Notre Dame de París colapsó ayer lunes, devorada por un incendio que afectó el tejado del templo gótico.

En un gran despliegue, los bomberos lucharon por más de 6 horas para controlar el fuego, que salían sobre todo de la aguja central del templo, que es visitado por miles de personas cada día.

La conflagración comenzó a las 18:50 horas, poco después de la hora de cierre al público del monumento, que se encontraba en obras de restauración.

Una impresionante columna de humo gris se desprendía por tarde de la parte superior central de la catedral hacia las 20:30 horas (19:30 GMT) la columna se había convertido en una débil fumarola, pero seguían los trabajos de los bomberos.

El mayor temor que acabó por materializarse era por la llamada aguja, la cual quedó envuelta en llamas antes de derrumbarse.

Por el momento se desconoce el origen del siniestro, pero según los bomberos estaría “potencialmente relacionado” con trabajos de renovación de la edificación.

“Todo está siendo devorado por las llamas. No quedará nada de la estructura, que data del siglo XIX de un lado y del XIII del otro”, declaró el portavoz de la catedral, André Finot.

“¡Es una locura! No puedo creerlo, tengo ganas de llorar, todo el techo está en llamas!”, dijo Nathalie, una francesa de 50 años.

Cientos de parisinos y turistas miraban ansiosos el siniestro desde los puentes que cruzan el Sena, constató una periodista.

La policía de París pidió en un tuit a los residentes que evitaran el sector y “dejaran paso a los vehículos de rescate”. Persistentes ruidos de sirenas se escuchaban en el centro de la capital francesa.

El presidente Emmanuel Macron aplazó un mensaje al país que tenía previsto dar ayer lunes en la noche en relación la crisis de los “chalecos amarillos” y se dirigió al lugar del incendio, informó el Palacio del Elíseo.

La presidencia no precisó cuando tendrá lugar esta intervención, mientras todos los canales de televisión y las redes sociales difunden las impresionantes imágenes de la catedral, un símbolo de París que estaba siendo consumido por la llamas.

La alcaldesa de París, Anne Hidalgo, lamentó en la misma red social este “terrible incendio” e indicó que los bomberos están intentando controlar las llamas. Urgió también a los residentes a respetar el cordón de seguridad que se ha levantado alrededor del sitio.

La catedral de Notre Dame, con alrededor de 13 millones de visitantes al año, es el monumento histórico más frecuentado de Europa.

Líderes del mundo reaccionan con estupor ante incendio

Varios líderes mundiales reaccionaron de inmediato con tristeza y estupor ante el incendio en la Catedral de Notre Dame, uno de los monumentos más emblematicos de la capital gala.

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, expresó “Como todos nuestros compatriotas, estoy triste esta noche por ver que esta parte de nosotros arde”, “Pensaba en todos los católicos y todos los franceses”.

En tanto, desde Madrid el presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, apuntó en su cuenta de twiter: Siguiendo con preocupación las informaciones que nos llegan desde París sobre el incendio de Notre Dame, una de las catedrales más bellas del mundo. Una triste noticia para nuestra historia y nuestro patrimonio cultural universal.

El mandatario estadunidense Donald Trump señaló a través de la redes sociales: “Horrible ver el fuego masivo en la Catedral de Notre Dame en París. Quizá se podría lanzar agua desde aviones para apagarlo. ¡Hay que actuar rápidamente!”.

Por su parte, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, lamentó el incendio suscitado ayer en la Catedral de Notre Dame, en París, Francia.

A través de su cuenta de Twitter, @lopezobrador_, el Ejecutivo federal aseguró que se trata de una desgracia para los campos del arte, la cultura y la religión.

“Lamento el incendio en la Catedral de Notre Dame, en París, Francia. Es una desgracia para el arte, la cultura y la religión”, difundió el mandatario mexicano en la red social.

Deje un comentario

Máximo un link por comentario. No use BBCode.



Archivos

.:: Diario Imagen On Line ::.


Queda expresamente prohibida la reproducción, parcial o total, de los contenidos de DIARIO IMAGEN QUINTANA ROO © 2011-2019



Acceder - Desarrollado por Atelier du Soleil