Simón Vargas da una lección política

El secretario de Gobierno de Hidalgo, Simón Vargas Aguilar.

 

En los tres años de administración de Omar Fayad Meneses, parte de sus éxitos se deben a la buena relación que tiene con el gobierno de la República y las administraciones municipales.

La tragedia de Tlahuelilpan sirvió para demostrar que las diferencias partidistas se diluyen cuando hay intereses superiores.

Esa característica la defendió muy bien el secretario de Gobierno, Simón Vargas Aguilar, en su alocución durante el informe de la diputada federal, Gloria Romero León.

Su discurso sucedió al emitido por el presidente nacional del PAN, Marko Cortés, quien profirió una diatriba contra el presidente Andrés Manuel López Obrador, en la cual acusó ingobernabilidad y descoordinación.

En efecto, Cortés vino a Hidalgo a continuar el papel de una oposición moralmente derrotada.

Pero su turno, Vargas Aguilar, supo propinar una cachetada con guante blanco al imberbe panista, destacando que Hidalgo es ejemplo nacional de coordinación entre los tres niveles de gobierno.

Como ejemplo está el trabajo del C5i, el cual agrupa a elementos de seguridad estatales y federales en perfecta sincronía, dirigidos a un objetivo común: la paz y la seguridad de la gente.

Pero el secretario de Gobierno fue más allá.

Con voz firme y tranquila, casi didáctica, dijo que las etapas electorales deben diferenciarse de los tiempos de gobierno, donde toca actuar con responsabilidad para el bien de todos y todas.

Dijo que lo importante es mantener gobiernos serios y responsables, porque cuando hay gobernabilidad llegan las inversiones y el desarrollo; que lo más importante es el bienestar de la gente.

El público presente asintió al escuchar las sobrias palabras de Vargas Aguilar, luego del sofocón de Marko Cortés.

Escucharon al secretario de Gobierno representantes de los congresos federal y local, como el titular de la mesa directiva de la Legislatura hidalguense, Ricardo Baptista, la senadora Xóchitl Gálvez, la diputada federal, Lidia García y la presidenta municipal de Pachuca, Yolanda Tellería Beltrán, la nueva presidenta del Congreso federal, Laura Rojas Hernández, entre otros y otras.

Al final, Vargas Aguilar dijo que el gobernador Omar Fayad agradece la coordinación, el respeto y la responsabilidad entre los tres niveles de gobierno para que «la casa común», Hidalgo, continúe creciendo.

Sin duda, un episodio para enmarcar el protagonizado este fin de semana por el secretario de Gobierno del estado.

(Texto de Alberto Rodríguez)

Deje un comentario

Máximo un link por comentario. No use BBCode.




Archivos

.:: Diario Imagen On Line ::.


Queda expresamente prohibida la reproducción, parcial o total, de los contenidos de DIARIO IMAGEN QUINTANA ROO © 2011-2019



Acceder - Desarrollado por Atelier du Soleil