Travellink Casa del Sol Travellink

Con pandemia, el Caribe recibe activa temporada de huracanes

Región agobiada por coronavirus

 

  • Alerta en Q. Roo por llegada de la tormenta tropical “Amanda”

 

Entre junio y el 30 de noviembre se formarán entre 13 y 19 tormentas tropicales con nombre. De ellas, entre seis y 10 adquirirían fuerza de huracán con vientos por encima de las 75 millas por hora y de tres a seis podrían tener un poder devastador.

 

El Caribe, agobiado por el combate al nuevo coronavirus, con sus fronteras cerradas al turismo —su principal ingreso—, con muchos de sus recursos materiales y humanos agotados, las naciones de la cuenca, donde se registran temibles huracanes recibirán, además, lo que los expertos pronostican será una dura temporada ciclónica.

Se estima que entre junio y el 30 de noviembre se formarán entre 13 y 19 tormentas tropicales con nombre. De ellas, entre seis y 10 adquirirían fuerza de huracán con vientos por encima de las 75 millas por hora y de tres a seis podrían tener un poder devastador, indicó un reporte del Centro Nacional de Huracanes de Florida.

“Esta temporada se espera activa”, explicó la meteoróloga mexicana residente en Estados Unidos, Úrsula Pamela García, para quien aunque el número de ciclones se mantenga sobre el promedio, éstos han sido cada año más intensos, con vientos destructivos y lluvias torrenciales. “Eso es lo que nos está haciendo más vulnerables”.

García explicó que el calentamiento del Atlántico y otros fenómenos climáticos favorecerán la ocurrencia de los meteoros, pero es imposible saber cuántos tocarán tierra dejando a su paso casas sin techo, plantaciones arruinadas y un costo en vidas humanas.

Normalmente cabría esperar unas 12 tormentas -benéficas para el Caribe que está sufriendo una sequía si no fuera por los vientos e inundaciones-, aunque en 2019 se presentaron 18 entre las que tres se convirtieron ciclones: Dorian, Humberto y Lorenzo.

Este año la actividad comenzó temprano con la aparición la tormenta Arthur a mediados de mayo frente a las costas de Estados Unidos.

Pero lo que sería una temporada ciclónica con sus retos habituales podría convertirse en una doble pesadilla para las pequeñas islas del Caribe o los poblados costeros pobres de la región.

“Las comunidades… con mayor exposición a las inundaciones y con una vulnerabilidad incrementada por el confinamiento y otros efectos sociales, económicos y sanitarios de la epidemia de Covid-19 enfrentaran la estación lluviosa y la temporada de huracanes con grandes desafíos”, advirtió Claudia Herrera, secretaria del Centro para la Prevención de los Desastres en América Central y República Dominicana, con sede en Guatemala, en la presentación de un informe este mes.

El documento planteó un escenario “complejo” en el cual se conjugan las dificultades habituales como lidiar con las evacuaciones, preparar los refugios y organizar las cadenas de suministros con la necesidad de mantener la distancia social y el aseo para evitar la propagación del Covid-19.

Los expertos indicaron que en 2020 América Latina y el Caribe tendrán la peor contracción de sus economías nacionales desde que comenzaron los registros en 1900.

La caída pronosticada por los especialistas para las naciones de Centroamérica -sólo por el Covid-19 y sin contabilizar el efecto de los ciclones- será de un 2,3% y un 2,6% para el Caribe, sobre todo por la combinación de tres factores: la reducción del turismo y de la actividad de Estados Unidos -un importante socio comercial- y la caída en las remesas.

Según la Comisión Económica para América Latina (CEPAL) si las prohibiciones y restricciones de viaje a nivel mundial tienen una duración de tres meses -la mayoría de las islas detectaron los primeros casos en marzo y comenzaron a imponer limitaciones- la caída de la actividad turística en la región será de un 25% este año.

Sin contar la temporada ciclónica y su devastador impacto, la CEPAL ya preanunció un escenario de incremento de la pobreza, profundización de la vulnerabilidad sanitaria e informalización del empleo.

Ingresará hoy a territorio nacional la tormenta tropical “Amanda”

La tormenta tropical “Amanda” ingresará hoy a territorio nacional por Campeche como una baja presión remanente que ocasionará lluvias en el sur-sureste del País, incluidos diferentes municipios de Quintana Roo, como Cozumel, Othón P. Blanco, Benito Juárez y Solidaridad, según informó la Coordinación Nacional de Protección Civil (CNCP).

Hasta las 7:00 horas de este domingo, el meteoro se localizaba en tierra a 50 kilómetros al sur-sureste de la Ciudad de Guatemala, y a 200 kilómetros al este de la desembocadura del Río Suchiate, frontera entre ese país y México.

De acuerdo con la Conagua, “Amanda” mantiene una dirección hacia el nor-noreste a 15 kilómetros por hora, y de mantener ese desplazamiento y velocidad, hoy a las 13:00 horas entraría a territorio nacional a 40 kilómetros al suroeste de Sabancuy, Campeche.

La CNPC informó que por “Amanda” se tiene un nivel de alerta verde, de peligro bajo, aunque su cono de influencia abarcará Chiapas, Campeche, Tabasco y sur de Veracruz, pero pidió extremar precauciones y activar protocolos especiales en los municipios de estas entidades, así como de Oaxaca y Quintana Roo.

De Quintana Roo alertó a Cozumel, Othón P. Blanco, Benito Juárez y Solidaridad, mientras que de Campeche, a los municipios de Campeche y Carmen.

Deje un comentario

Máximo un link por comentario. No use BBCode.

Archivos

.:: Diario Imagen On Line ::.


Queda expresamente prohibida la reproducción, parcial o total, de los contenidos de DIARIO IMAGEN QUINTANA ROO © 2011-2019



Acceder - Desarrollado por Atelier du Soleil